Jardines zen: Ideas, diseños y decoración

  1. Jardines: Jardines zen de estilo  por MDQ ARCHITECTURE CHILE
  2. Exteriores Santo Domingo: Jardines zen de estilo  por ARquitectura
    Ad
  3. ¿Necesitas ayuda con tu proyecto?
    ¿Necesitas ayuda con tu proyecto?
  4. Detalle jardín interior: Jardines zen de estilo  por Bächler Paisajismo
  5. Pequeño sector Zen: Jardines zen de estilo  por Deck and Garden
  6. Tasación Comercial: Jardines zen de estilo  por Dcero Arquitectura
  7. Exteriores Santo Domingo: Jardines zen de estilo  por ARquitectura
    Ad
  8. ¿Necesitas ayuda con tu proyecto?
    ¿Necesitas ayuda con tu proyecto?
  9. Exteriores Santo Domingo: Jardines zen de estilo  por ARquitectura
    Ad
  10. Piscina y jardines: Jardines zen de estilo  por ARquitectura
    Ad
  11. Jardines zen de estilo  por D'Ateliê
  12. Jardines zen de estilo  por Jardines Japoneses -- Estudio de Paisajismo
  13. Jardines zen de estilo  por 大地工房景觀公司
    Ad
  14. Jardines zen de estilo  por Jardines Japoneses -- Estudio de Paisajismo
  15. Jardines zen de estilo  por Arquitectura Creativa
  16. Jardines zen de estilo  por Esprit Zen
  17. Jardines zen de estilo  por Arquitectura Creativa
  18. Jardines zen de estilo  por やまぐち建築設計室
    Ad
  19. Jardines zen de estilo  por GD Arredamenti
  20. Jardines zen de estilo  por Aralia
  21. Jardines zen de estilo  por contacto36
  22. Jardines zen de estilo  por 株式会社Garden TIME
  23. Jardines zen de estilo  por Simple Projects Architecture
  24. Jardines zen de estilo  por AbitoVerde
    Ad
  25. Jardines zen de estilo  por 艾莉森 空間設計
    Ad
  26. Jardines zen de estilo  por Jardines Japoneses -- Estudio de Paisajismo
  27. Jardines zen de estilo  por KMMA
  28. Jardines zen de estilo  por Arquitectura Creativa
  29. Jardines zen de estilo  por homify
  30. Jardines zen de estilo  por AbitoVerde
    Ad
  31. Jardines zen de estilo  por Jardines Japoneses -- Estudio de Paisajismo
  32. Jardines zen de estilo  por David Araiza Pérez DAP Diseño,  Arquitectura  y Paisaje
  33. Jardines zen de estilo  por Esprit Zen

El zen es un estilo de vida, más que un elemento de diseño o decorativo. Ese estilo de vida se ha ido adaptando a los tiempos y a las tendencias de decoración, logrando su integración con un estilo que comúnmente se denomina como minimalista, o algo que va de la mano con el Feng Shui y sus prácticas en diseño y decoración.

Un jardín zen personal

Los jardines zen se relacionan bien de cerca con el Feng Shui, que es una disciplina oriental que se enfoca en el arte de encontrar armonía en la vida. Una de sus premisas es que si el lugar en que nos encontramos, sea la casa, la oficina o el jardín, está ordenado de acuerdo a lo que dice el Feng Shui, el espacio se mantiene armonioso, pacífico y próspero. 

Las pautas del Feng Shui tienen que ver con el flujo continuo e ininterrumpido de vibras buenas y energías positivas a lo largo del espacio. Un diseño bien hecho basado en el Feng Shui permite el flujo de energías, resultando en un hogar más acogedor, junto con un gusto para los sentidos tanto visuales como sensoriales.

Para crear jardines de este estilo no es necesario tener un espacio muy grande. Es más, los requerimientos son tan pocos que es fácil crear un espacio zen en cualquier patio o jardín. Una de las herramientas más importantes para crear estos espacios es la misma herramienta que se usa para espacios interiores, y es la percepción. Nuestra percepción de los espacios y lo que nos rodea, junto a la forma en que podemos sentir las energías que emanan de ambientes y jardines es vital, pues será el pilar fundamental en que se sostendrá nuestro diseño.

Según el Feng Shui, cinco elementos se relacionan durante todo momento en distintas formas, y se expresan a través de colores. Estos elementos son:

Madera, representada por los colores verde y café.

Fuego, representado por el rojo, amarillo, naranjo, morado y rosado.

Tierra, representado por el amarillo más claro, color tierra o café claro.

Metal, de blanco y gris.

Agua, de azul y negro.

Saber cómo usar los colores para fortalecer y balancear la energía del hogar es complejo, pero hay guías básicas. Lo primero a saber es conocer y diseñar los colores del Feng Shui a partir del Bagua, que es un mapa de energía del espacio. En los puntos cardinales se enfocan ciertos elementos. El elemento del sur corresponde al fuego, y para mantener la energía del fuego viva y fuerte, se aconseja no tener cerca del área sur de nuestro espacio elementos de color azul o negro, que representan al agua.

Materiales para diseñar un jardín zen

El diseño de un jardín zen es un asunto personal, por lo que no existen en verdad restricciones que quiten espacio a la creatividad. Aún así, en Feng Shui cuenta con ciertas directrices y preferencias en material que es importante tener en cuenta.

Esculturas de metal con formas de tortugas, se dice, son una buena adición para el área norte del jardín, pues es un elemento y animal protector. De la misma forma, metales colgantes, que choquen entre sí y suenan cuando los toca el viento son una excelente adición para atraer buenas energías y plenitud a nuestros sentidos.

La madera es esencial, pues se dice que tiene efectos neutralizantes en la energía. Asimismo, fibras naturales como el bambú e incluso la paja ayudan a mantener el flujo de energías constante.

El vidrio y el metal son buenas opciones, una para acelerar la generación de energías, y el segundo para darle nueva vida a espacios vacíos. Se recomienda también usar telas, pero no en exceso para que la energía no se sofoque. Por lo mismo, se enfatiza el uso de fibras naturales como el algodón o la lana. Elementos sintéticos suelen tener un efecto completamente contrario al que se busca cuando creamos un jardín de este estilo.

La piedra sirve para estimular y acelerar el flujo del Ki. La piedra rugosa tiende a esparcir la energía, mientras que piedra lisa tiende a acelerar su flujo. Esto también aplica para los jardines con piedras.

Cómo crear el jardín zen

Si bien siempre podemos contar con la ayuda de un arquitecto paisajista, el jardín zen suele ser un trabajo personal, por lo que su elaboración debiese ser un tema que planeamos desde su diseño hasta su construcción y resultado.

Para crear estos jardines generalmente se usa una base de tierra rodeada por piedras, decoraciones y elementos que rodean a las plantas. Las plantas y la cantidad de ellas que se usan en este tipo de jardines varían según el diseño y nuestro gusto, pero generalmente consisten en mezclas de Bambú, Orquídeas, Magnolias, Crisantemos, Jazmines, Pinos y pasto, entre muchas otras que, en el Feng Shui, son elementos que atraen energías.

Muchas veces al jardín se le suele añadir fuentes de agua en piedra que acompañen cada paseo que se da en él de un sonido de agua que traiga paz y tranquilidad mental.

Mantención

Este tipo de jardines no necesita mucha mantención pues son bien simples. Lo más importante es mantener vivas a las plantas con buenos y periódicos cuidados, además de cuidar bien el jardín contra mascotas propias o de los vecinos. Los gatos tienen preferencia por espacios pequeños y por comer plantas y flores, además de marcar territorio. Por lo mismo, se recomienda tener estos espacios bien resguardados a través de rejas de madera o mallas de fibra natural.

También es importante deshacerse de la mala hierba, examinando el pasto con frecuencia y cortando lo que sea necesario cuando se necesite, además de fertilizar, especialmente al principio de la concepción del jardín.

Jardines interiores

Para crear un jardín de este estilo en el interior es importante medir el espacio disponible y crear nuestro diseño en base a él. Generalmente los principales elementos de un jardín zen en el interior son la arena y la piedra. La arena representa al océano, mientras que las piedras representan a la tierra en forma de islas.

Lo que generalmente se hace en el interior es mantener un jardín zen sin plantas, o quizás con plantas de interior, pero generalmente son los arreglos que se hacen con arena, piedra y otros elementos decorativos los que se encargan de añadir el zen y hacer fluir las energías en el interior de la casa.