8,579 Diseñadores de Interiores & Decoradores

Área de Servicio

Diseñador de interiores y decorador

Al construir nuestra casa o remodelarla, seguimos una serie de pasos que harán de este lugar más propio. Es aquí donde entran el diseño y la decoración. Con la cantidad de fotos e información que encontramos en Internet, es común dejarse llevar por la idea de que diseñar un espacio es una tarea fácil, pero muchas veces no es el caso. La gran cantidad de información puede abrumarnos, así como la variedad de estilos que  ofrece en el mercado de la decoración. ¡Hay un montón de artículos bonitos y los queremos todos!

La mejor opción para irnos a la segura y lograr un ambiente que nos represente y a su vez luzca estético es contratar a un profesional. Están los diseñadores de interiores y los decoradores.

Diseñador de interiores versus Decorador

Un diseñador de interiores es una persona que tiene un título y se encarga de hacer que una vivienda, oficina o local comercial cumpla con los requisitos necesarios para mejorar la calidad de vida de sus habitantes. El diseñador administra el proyecto. Tiene tanto la capacidad para tomar decisiones con respecto a cambios estructurales como también se encarga de los últimos detalles decorativos. Tiene que coordinar al equipo que se necesita para llevar a cabo una obra, entre los cuales se incluyen maestros, pintores, mueblistas y proveedores.

El decorador se enfoca principalmente en los detalles. Su trabajo es conversar con el cliente y captar el estilo que este busca para luego hacerlo realidad. Tiene buen gusto, sabe generar armonía en un espacio usando los colores, texturas adecuadas para que todo se vea impecable y exactamente como lo pide el cliente.

El diseñador de interiores está capacitado para realizar el trabajo del decorador, pero el decorador no puede hacer el trabajo del diseñador. El decorador no toma decisiones estructurales ni tiene a cargo a un equipo. El decorador se ocupa de los detalles, pero no será el quien decida si es mejor ubicar una escalera o una rampa en una vivienda.

Ventajas de decorar con un profesional

Ya sea un decorador o un diseñador, contratar los servicios de un profesional tiene múltiples ventajas que te harán ahorrar tiempo e incluso dinero.

Look profesional: Tu casa tendrá tu estilo personal pero con un look profesional. La habitación que decores se verá impecable, como sacada de revista, pero tendrá esos detalles que la hacen tan tuya. Para lograr esto el decorador o diseñador, realiza una entrevista previa con el cliente donde la prioridad es captar ese sello personal que tanto lo caracteriza y que quiere estampar en su vivienda.

Ahorras tiempo: Elegir un sillón, y luego buscar la alfombra perfecta que combine con él lleva tiempo. Son horas de recorrer tiendas o de bucear en Internet.  Muchas veces pasa que elegimos la mesa de centro perfecta pero cuando llega a casa nos damos cuenta de que no combina con el resto de la habitación. Esto significa otro viaje a la tienda para cambiarlo y todo el trámite que requiere. Un diseñador o decorador tiene claro el concepto que busca antes de ir a comprar los muebles,   además de la experiencia necesaria para que no le ocurran este tipo de incidentes.

Objetos personales con estilo: Parte importante de generar un look acorde con la personalidad del cliente, es mantener ciertos muebles o adornos que lo caractericen. Si es cierto que el diseñador/ decorador se tendrá que deshacer de más de un objeto antiguo para lograr el look que busca, pero también tiene la capacidad para decidir cuáles de estos objetos de valor personal van en armonía con el nuevo estilo de la vivienda.  Así que no te preocupes por ese recuerdo que tanto aprecias, el decorador puede ponerlo de manera que se transforme en el objeto más representativo de la habitación.